miércoles, 19 de julio de 2006

POEMAS DE VIAJE

EL TREN

COMO CORTA ENTRE LOS VALLES
ENTRE CERCOS DE ARBOLES.
UN INSTANTE DE CASAS,
OTRO INSTANTE DE LOMAS,
UN RESPLANDOR DE VACAS,
UNOS FARDOS ENRROLLADOS,
UN PUEBLITO,
UNA BANDERA.
LLEGAN,
DESAPARECEN
COMO SI NO HUBIERAN EXISTIDO.
NO ALCANZAN A SER,
Y YA SON UN RECUERDO.



ENTIERRO

EN UN HOYO NEGRO
ENTERRE A LA MUERTE,
Y LA LLUVIA COPULO LA TIERRA
Y FECUNDO EN MI
A LOS ANGELES
Y A LOS DEMONIOS.


FANTASMAS

Y TE FUISTE VOLVIENDO TRNSPARENTE
Y COMO AIRE TE VI DOBLAR UNA ESQUINA
Y YA NO TE VOLVI A VER.
BUSQUE EN EL CIELO,
POR VER UNA COMETA
PERO NADA...
Y EN ESA PLAZA EMPEDRADA
EN QUE AUN SE ESCUCHAN LOS JINETES
Y LOS CASCOS DE LAS BESTIAS
HACIENDO TEMBLAR LA TIERRA,
VI COMO VOLANDO SE ALEJABA UN TORDO
Y COMO SE ACERCABA, VOLANDO
UNA GOLONDRINA.

13 comentarios:

  1. Gracias por invitarnos a tu viaje por Europa y, también, a tu viaje interior.

    Un gran saludo.

    ResponderEliminar
  2. Que buena manera de entregarnos pinceladas de tus andanzas por el viejo continente.
    Desde Santiago te imaginamos mirando por la ventana de un tren, desplazándote por una plaza, enterrando muerte y activando ángeles y demonios.
    Cariños a la distancia.

    ResponderEliminar
  3. Dos postales de viaje para deleitarse.

    Y una tumba capaz de engendrar.

    Que disfrutes mucho tu viaje, querida Andrea.

    Abrazo,

    AAB

    ResponderEliminar
  4. Like always

    Sorbos delicados de andanzas germánicas. Atisbos de luces
    que se enredan en un viaje lejano.
    Sonidos oscuros en un poema ensimismado.
    Vueltas de tuerca, manos llenas.
    Ojos que no se aquietan, boca que no contesta.

    ResponderEliminar
  5. Me agito desnudo
    Doy vueltas en la cama
    Invento un viaje imaginario
    Bostezo, recuerdo, dormito
    Me canso de responder lo mismo cada noche
    Me oprime el día, su luz cegada
    La maldita excusa de ser feliz
    El trillado libreto
    Esto de ir y volver
    Le devuelvo al techo su sonrisa agria
    Me veo saliendo de la sala de partos
    La sangre jamás abunda en vano
    La ventana se ríe de mi fuga
    Yo insisto en llamarle viaje a cada sueño
    Ningún semáforo parece detenerme
    Ruidos, árboles gimiendo al cielo
    Bostezo a modo de burla
    Y el viaje aún no se inicia

    (gracias por escribirle al felipito, estaba tan feliz y cada dia me sorprende, cuidate, abrazos lluviosos.)

    ResponderEliminar
  6. Queridos Ipnauj, Gabriel, Aguirrebello, Febunba, Hector Jorquera:
    Sus comentarios son lejos mas hermosos y mas profundos que este par de poemas humildes, escritos en servilletas.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. que bellos relatos de viajes, trenes, entierro fantasmas que viene y se van...
    postales diría yo parafraseando una historia ya lejana
    un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Preciosos tus versos andrea!!!! Lograron que viviera y sintiera tantas cosas... que hasta ahora dormían en mis recuerdos. Gracias por darnos la oportunidad de leerte...

    ResponderEliminar
  9. Anónimo20:04

    Andreita:
    me subí contigo al tren y recordé la maravilla de lo imprevisto y los deseos de haber podido retener algunas imágenes que ya nunca volverán......
    Atesora todo lo vivido y guárdalo para entregárnoslo con tu lenguaje tan hermoso y especial desde cualesquier lugar del planeta.
    Mutto

    ResponderEliminar
  10. preciosos tus poemas, ha sido un deleite poder leerlos.

    Que el viaje te siga inspirando para que nosotros podamos también disfrutar.

    saludos cariñosos

    ResponderEliminar
  11. Bellos y evocadores versos. Parece un buen viaje.
    como siempre un gusto leerla.
    M.M.

    ResponderEliminar
  12. ¿Quo vadis Andrea?
    ¿Dónde estás, musa de tantos?
    Espero tu regreso con un congrio fresco al ajo arriero...

    ResponderEliminar
  13. "LLEGAN,
    DESAPARECEN
    COMO SI NO HUBIERAN EXISTIDO.
    NO ALCANZAN A SER,
    Y YA SON UN RECUERDO."

    me encantaron esos versos y el aire que dobla la esquina

    cariños Andrea

    ResponderEliminar